MI BLOG DE LA ESPERANZA

Hoy me quedo con esta frase: Comienza a manifestarse la madurez cuando sentimos que nuestra preocupación es mayor por los demás que por nosotros mismos. Y tú ¿con cual te quedas?

No culpes a nadie, nunca te quejes de nada ni de nadie porque fundamentalmente tú has hecho tu vida.


Acepta la responsabilidad de edificarte a ti mismo y el valor de acusarte en el fracaso para volver a empezar, corrigiéndote.

 

El triunfo del verdadero hombre surge de las cenizas del error.

 

Nunca te quejes del ambiente o de los que te rodean, hay quienes en tu mismo ambiente supieron vencer; las circunstancias son buenas o malas según la voluntad o fortaleza de tu corazón. 

 

No te quejes de tu pobreza, de tu soledad o de tu suerte, enfrenta con valor y acepta que de una u otra manera son el resultado de tus actos y la prueba que has de ganar.


No te amargues con tu propio fracaso ni se lo cargues a otro, acéptate ahora o seguirás justificándote como un niño, recuerda que cualquier momento es bueno para comenzar y que ninguno es tan terrible para claudicar.

 

Deja ya de engañarte, eres la causa de ti mismo, de tu necesidad, de tu fracaso.


Si tú has sido el ignorante, el irresponsable, tú, únicamente tú, nadie pudo haberlo sido por ti.


No olvides que la causa de tu presente es tu pasado, como la causa de tu futuro es tu presente.

 

Aprende de los fuertes, de los audaces, imita a los violentos, a los enérgicos, a los vencedores, a quienes no aceptan situaciones, a quienes vencieron a pesar de todo.


Piensa menos en tus problemas y más en tu trabajo y tus problemas sin alimento morirán.


Aprende a nacer del dolor y a ser más grande, que es el más grande de los obstáculos.

 

Mírate en el espejo de ti mismo. Comienza a ser sincero contigo mismo reconociéndote por tu valor, por tu voluntad y por tu debilidad para justificarte.


Recuerda que dentro de tí hay una fuerza que todo puede hacerlo, reconociéndote a ti mismo, más libre y fuerte, y dejarás de ser un títere de las circunstancias, porque tú mismo eres el destino y nadie puede sustituirte en la construcción de tu destino.

 

Levántate y mira por las montañas y respira la luz del amanecer. Tú eres parte de la fuerza de la vida.

 

Nunca pienses en la suerte, porque la suerte es el pretexto de los fracasados.

 

PABLO NERUDA

La vida a veces te da y a veces parece que te quita pero al final del proceso a uno le queda la sensación de que ni da ni quita, simplemente te entrega lo que das, por eso dar ahora es mi sentido. Porque sé que al dar recibo, quizá no de la misma persona, quizá no en la misma dirección, ni con la misma intensidad, ni siquiera en el momento en el que podría necesitarlo más, más bien suele ser en el momento en el que decides no esperar y no esperando nada es cuando lo recibido se convierte en uno de esos momentos para enmarcar, uno de esos momentos en los que tu alma se llena para seguir dando y así recibiendo.

 

AH.

Esta tarde me he puesto a estudiar y mi concentración ha durado poco, entonces me he preguntado por qué y he decidido darme una ducha. Durante la ducha ha salido la respuesta y es que de la ducha salen muchas inspiraciones, cuando menos lo esperas.

 

Y la respuesta ha sido porque había algo más grande que me apetecía mucho más hacer. ESCRIBIR. Entonces he decidido avanzar un poquito más en esto de hacerse preguntas.

 

¿Sobre qué? Sobre psicología y desarrollo personal. Yo lo veo como dos escaleras. La escalera de la crisis a la esperanza y la escalera del crecimiento personal a tu definición de éxito.

 

¿Enfocado a quién? A esas personas que les cuesta coger un libro de este estilo por el número de hojas que consideran excesivo o por el lenguaje empleado que consideran difícil de comprender. A gente que no esté pasando su mejor momento y que vean en mí un ejemplo de que una crisis puede convertirse en la oportunidad de saber cuáles son tus sueños, de ir a por ellos y de conseguirlos. Y en especial a gente joven, transmitiendo también, valores.

 

¿Desde qué punto de vista? Desde el mío, desde mi historia personal, desde mi autenticidad, mi profundidad, mi sinceridad, mi fuerza y mi motivación.

 

Y después ha aparecido la gran pregunta. Entonces ¿por qué no lo haces?

 

En realidad ya lo he hecho, he escrito un libro. CRISIS= OPORTUNIDAD. DE LA CRISIS VITAL A LA OPORTUNIDAD DE CAMBIO. Y ahora busca su oportunidad, nunca mejor dicho, en ello estoy, no penséis que estoy parada en esto.

 

Pero lo cierto es que en vez de coger el libro de la carrera de psicología me leería una lista de 20 o 30 libros que podría hacer fácilmente porque me tengo que frenar para no comprarlos todos y escribiría al menos otro, idea que lleva en mi cabeza uno o dos meses.

 

Sé que lo único que me “frena” es que primero tengo que ver qué pasa con el que acabo de terminar de escribir y que por eso mi miedo me hace seguir estelas de esas que llaman seguras y que la verdad tampoco lo parecen. También está mi deseo de ayudar, pero ese deseo le puedo cumplir igualmente desde las palabras, mis palabras escritas.

 

Solo quería plasmarlo, para acordarme de que hoy me di cuenta de qué pretendía con mi sueño de seguir escribiendo. Seguiré luchando por él.

 

AH.

Hoy os dejo este vídeo que me acaba de mandar un amigo para reflexionar, desde el mundo de un niño pequeño, de la vida que llevamos los adultos. Espero que os haga pensar, como a mí!

Comentarios

10.03 | 02:26

Me encanta, todo viene a sal´r de boca, es formidable.

...
05.02 | 14:10

Esta genial esta pagina me gusta👌🏻😘

...
28.01 | 10:54

¡Muchas gracias!

...
22.01 | 17:00

q palabras tan relajantes

...